Estrabismo

Es la desviación o la pérdida del paralelismo de los ojos. Los dos ojos no miran al mismo sitio; uno de ellos dirige la mirada al objeto que fija, mientras que el otro se desvia (puede ser hacia adentro, afuera, arriba o abajo). Esto puede provocar una visión binocular incorrecta. El ojo desviado no aprende a ver, lo cual puede provocar alteración permanente de su capacidad visual . Afecta al 4% de la población infantil, aunque puede presentarse posteriormente durante la vida.

El estrabismo se diagnostica durante el examen oftalmológico. Se recomienda el examen para los niños a partir de los 3 años de edad, o antes si hay síntomas de algún trastorno ocular.